Cólicos del bebé: causas, síntomas y remedios para evitarlos

Cólicos del bebé

Se calcula que en torno al 20 % de los niños recién nacidos sufren los conocidos como cólicos del bebé o lactante. Si tu bebé llora de forma desconsolada, durante horas, y no sabes cómo conseguir apaciguarlo debes aprender a mantener la calma, evitar tu propio nerviosismo y poner en práctica todo tipo de consejos para satisfacer al recién nacido.

¿Qué son los cólicos del bebé?

En pediatría se explican los cólicos del lactante como la aparición de contracciones abdominales, que suelen acarrear cierto dolor en los recién nacidos. Por norma general, los cólicos suelen hacer acto de presencia a partir de la segunda semana de vida y se prolongan hasta que el bebé ha cumplido los tres meses.

Para saber si lo que tu bebé sufre son cólicos debes de prestar atención a los síntomas. Esta afección común suele darse en mayor medida a partir de las 18.00 horas y el llanto se prolonga durante bastante tiempo.

Se presentan como un llanto completamente inconsolable, que mantiene irritados a los niños, llegando a repercutir en sus padres, que no saben cómo conseguir que el pequeño deje de llorar. No obstante, no todos los bebés que lloran están sufriendo un cólico. A veces la explicación es mucho más sencilla.

Síntomas de los cólicos del lactante

Cuando un bebé padece cólicos, el llanto es incontrolable y tiende a aparecer por la tarde, prolongándose durante al menos dos horas. Visitar al pediatra en estos casos es importante, para eliminar la posibilidad de que el niño llore por otra enfermedad subyacente. Entre los síntomas más importantes de los cólicos podemos destacar los siguientes:

  • Llanto desconsolado durante más de dos horas.
  • El cólico comienza de forma abrupta hacia la mitad del día.
  • Al bebé le cuesta dormir de forma profunda.
  • Presencia de gases en el niño, que le cuesta muchísimo eliminar de manera natural.
  • Dificultad para relajar al bebé durante el momento de llanto.
  • Mientras llora se detecta fácilmente el nerviosismo del lactante porque se suele poner rojo y el llanto es extremo.
  • El abdomen está más duro de lo normal.
  • La irritación del niño es notable.
  • No existen problemas estomacales ni diarrea.

Causas de los cólicos infantiles

Pese a que se trata de una afección muy común entre los recién nacidos, las causas que posibilitan la aparición de estos cólicos no son del todo conocidas. No obstante, si tu hijo llora sin consuelo es probable que el cólico esté provocado por las siguientes situaciones:

  1. Intolerancia a algunos alimentos

En la primera etapa de la vida es muy complicado detectar las intolerancias alimentarias. El bebé solo puede expresarse a partir del llanto y si tiene molestias abdominales ocasionadas por la alimentación que recibe es posible que se deba a que es intolerante a algún componente de la leche.

El pediatra querrá descartar este motivo en primer lugar. Por lo tanto, si tu hijo se alimenta a partir de lactancia materna puede ser que te pida que lleves a cabo cambios significativos en tu dieta diaria.

 

leche de fórmula

En el caso de que el bebé sea alimentado a partir de leche de fórmula, el primer paso será cambiar el tipo de leche o la marca.

Si los cólicos del bebé no cesan con estos cambios será porque la causa no está en la alimentación.

  1. Gases del bebé

Tras la alimentación de los bebés en sus primeras etapas de vida es esencial que puedan eliminar los gases a través de eructos. Cuando existen cólicos y el niño llora sin cesar, es común que la acumulación de aire en su cuerpo sea mayor, aumentando además las complicaciones para expulsar los gases.

Una buena recomendación es recurrir a los biberones anticólicos, que puedes comprar en las tiendas especializadas en recién nacidos. Estos biberones incluyen una válvula de aire, que minimiza el vacío durante el proceso de alimentación infantil.

biberones anticólicos

  1. Dificultad en la digestión

La digestión del bebé también juega un papel fundamental en la aparición de cólicos. Diversos estudios demuestran que no todos los niños realizan sus digestiones de la misma forma, por lo que los alimentos que ingieren no se digieren igual.

Cambiar el tipo de leche que le damos a los bebés puede ser la solución a este problema. Además, recurrir a los probióticos es una alternativa estupenda para mejorar la digestión infantil.

Las causas de los cólicos del lactante pueden ser muchas. Por lo tanto, el mejor consejo es acudir siempre al pediatra, para que el profesional pueda valorar el estado de salud del niño en todo momento, descartando posibles enfermedades que nada tengan que ver con la presencia de un cólico en el bebé.

Remedios para los cólicos del bebé

Los cólicos del bebé no son una novedad actual, sino que han existido toda la vida. Las madres y los padres siempre han recurrido a remedios caseros, que han pasado de generación en generación, para aliviar los cólicos de los niños.

Con estos consejos puedes conseguir que tu bebé deje de llorar y se sienta más aliviado y relajado:

  • Gotas anticólicos: en la farmacia se pueden adquirir unos medicamentos infantiles para que los niños mejoren su calidad de vida cuando sufren cólicos. Este tipo de fármacos alivien el dolor producido por los gases del bebé.
  • Un suave masaje cuando el recién nacido llora sin consuelo le puede relajar muchísimo.
  • Los movimientos o los paseos en coche suelen ser una solución perfecta para que el niño deje de llorar.
  • Cambiar de posición al niño es bueno, ya que es posible que su malestar desparezca.
  • A veces un simple baño de agua templada es la solución para que el bebé se relaje.
  • Sacar los gases del bebé para reducir el cólico infantil.

Usar la clásica bolsa de agua tibia y colocarla en el estómago del bebé le puede aliviar muchísimo.

Cólicos del bebé: causas, síntomas y remedios para evitarlos
5 (100%) 6 votos
Te puede interesar...
¡Hora del baño! Bañeras y hamacas para bañar a tu ... La hora del baño con tu bebé es uno de los momentos más especiales. Las primeras veces que siente el agua cálida cubrir su cuerpo, su fascinación táct...
Fiebre en bebés: Cuál es su temperatura normal y c... La temperatura corporal es un síntoma de bienestar, es el mejor indicador para comunicar que estás en un estado óptimo de salud. Por ello comprobar qu...
Lactancia materna: Todo lo que debes saber Curiosamente, el amamantamiento es a menudo un tema que pasa desapercibido durante el embarazo y que, sin embargo va a proporcionar al bebé casi todas...
¿Cómo limpiar un biberón? La lactancia materna es sin duda una de las mejores maneras de alimentar a tu pequeño, pero no siempre es posible, ya que en ocasiones hay que dejar d...
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *